Glóbulos Rojos

Publicidad

Los Eritrocitos

Glóbulos Rojos

Glóbulos Rojos: las células que circulan en la sangre, se forman en la médula ósea. Ésta es un tejido blanco, gelatinoso que se encuentra en el interior de algunos huesos, como el esternón, los huesos de la cadera, las vértebras de la columna y los huesos del cráneo.

Desde estos sectores, luego de un largo y complejo proceso de síntesis o producción, se liberan a la sangre un grupo de células adultas sin núcleo: los (eritrocitos) o glóbulos rojos.

En el ser humano los glóbulos rojos son de forma bicóncava, por lo que si se los observa en el microscopio parecen pequeños discos oscuros en la periferia y claros en el centro. Esta forma tan particular es la ideal para la función de transporte de gases, porque proporciona el máximo de superficie de contacto para una masa determinada.

El tamaño varía entre 7 y 8 micrones (1 micrón equivale a 1 milímetro divididos  mil veces). Los valores normales de globulos rojos en el adulto son 4,5 millones por mm3, de sangre, en la mujer, y aproximadamente 5 millones por mm3 de sangre en el hombre.

Estas cifras pueden variar de acuerdo a la edad, la actividad muscular, el clima, las alturas, factores psíquicos, el embarazo, y por su puesto frente a determinadas enfermedades.

Los glóbulos rojos viven circulando por la sangre y cumpliendo su función durante 120 días, cuando envejecen se hacen más chicos y se fragmentan. El bazo los elimina de la circulación.

La función más importante del glóbulo rojo, es el transporte del oxígeno (02) a los tejidos y del dióxido de carbono (C02) de estos, hacia los pulmones, para que sea eliminado del organismo. Para realizarlo se vale de la hemoglobina.

La hemoglobina, que es la que le confiere el color rojo a los (eritrocitos), está formada por hierro y proteínas. El hierro es al que se unen el 02 ó el C02.

El oxígeno que se encuentra con mayor presión en el aire, atraviesa la membrana pulmonar y la membrana del glóbulo rojo para unirse a la hemoglobina. De esta manera el oxígeno es llevado por los glóbulos a los distintos tejidos del organismo. Cuando libera este oxígeno, se carga del C02 producido por éstos y lo lleva hacia los pulmones de donde se elimina por diferencia de presiones.

Por lo tanto, mientras los glóbulos rojos se encuentran circulando, cada vez que pasan por los pulmones liberan el dióxido de carbono que exhalamos, y se cargan del oxígeno que inspirarnos.

 

Artículo: Glóbulos Rojos

http://consultasmedicas.com/globulos-rojos/

Equipo de Consultas Médicas

 

 

Publicidad