Glóbulos Blancos

Publicidad

¿Qué son y qué función cumplen los glÓbulos blancos?

 

Glóbulos Blancos

 

A diferencia de los glóbulos rojos, los globulos blancos o leucocitos son apenas entre 5000 a 10.000 por mm3 de sangre. Se habla de leucopenia cuando el valor de los blancos es menor a 5.000, y de leucocitosis cuando superan los 10.000.

Puede considerarse como aproximadamente 7000 por mm3 la cifra media en ayunas y en condiciones basales de reposo físico y mental.

La formación y destrucción de los glóbulos blancos es continua, y su concentración en la sangre depende del equilibrio de estas dos situaciones.

La cantidad de los globulos blancos también se modifica desde los vasos sanguíneos de gran tamaño hacia los capilares. Cuando la circulación de la sangre es lenta, los leucocitos aumentan en los capilares y se alinean pegados a las paredes de estos vasos, listos para cumplir sus funciones.

Existen distintas clases de globulos blancos: neutrófilos, linfocitos, eosinófilos, basófilos y monocitos. Cada uno de estos subgrupos está especializado para actuar en diferentes situaciones. Por ejemplo en infecciones por bacterias actúan preferentemente los neutrófilos; en las infecciones por virus, los linfocitos; en las parasitarias o alérgicas, los eosinófilos; en situaciones como el cáncer, los linfocitos y monocitos preferentemente; y de esta manera podríamos seguir enumerando distintos estados patológicos y siempre existe un subgrupo de estos glóbulos que responden en ayuda de nuestro organismo.

El recién nacido suele tener cifras altas de glóbulos blancos, hasta 20.000 o más, como sistema protector; que luego bajan. Durante la infancia donde existen múltiples infecciones virales, son los linfocitos los que se encuentran aumentados y posteriormente descienden hasta alcanzar las cifras del adulto en la pubertad.

La vida útil de los glóbulos blancos es de 7 a 10 horas, bastante diferente a la de los rojos que es de 120 días. Es decir que los leucocitos se renuevan tres veces en el día.

Igual que el resto de las células de la sangre, su producción se realiza en la médula ósea.

Este grupo de células sanguíneas, tienen movilidad propia. Llegan al sector de la infección, por la circulación sanguínea; y luego allí por movimientos propios pasan a los tejidos para ponerse en contacto con los gérmenes. De ésta manera, se produce la fagocitosis: “se comen” las bacterias, los virus y los compuestos extraños. De hecho estos son englobados por los glóbulos blancos y luego digeridos por una sustancia especializada que poseen estos glóbulos.

Los globulos blancos son solo uno de los sistemas de defensa que posee nuestro organismo frente a distintas enfermedades.

 

Artículo: Glóbulos Blancos

http://consultasmedicas.com/globulos-blancos/

Equipo de Consultas Médicas

 

 

Publicidad

Post Tagged with ,