Copa menstrual

Publicidad

buy now

EUR 9,99

La copa menstrual es un recipiente de silicona médica que se introduce en el interior de la vagina (igual que un tampón) durante la menstruación, adaptándose a las paredes vaginales de cada mujer en todo momento, sin que tengas que preocuparte por que se te mueva. Recoge el flujo en el interior de la copa, pudiéndola llevarla hasta 12h en el interior sin tener que preocuparte. Tiene un uso ilimitado, ya que te la puedes poner y quitar tantas veces como quieras, reduciendo así a cero el uso de compresas y tampones durante 10 años, que es la vida útil de la copa con un mantenimiento adecuado. Cuando finaliza el ciclo, no hay más que esterilizarla con agua hirviendo e incluso con pastillas esterilizadoras de biberones y tetinas de bebé y guardarla en tu bolsita hasta la siguiente menstruación.

Nuestras copas menstruales están hechas de silicona de grado médico (TPE), pensando en que todas las mujeres las puedan utilizar, incluso las que tengan algún tipo de alergia, ya que nuestras copas son hipoalergénicas 100%. En su fabricación no se utiliza ningún aditivo químico que pueda afectar al organismo de la mujer. Ninguna bacteria puede permanecer en su superficie totalmente lisa y que no absorbe ningún líquido, por lo que no se producen alteraciones en el entorno vaginal natural. Al ser de silicona médica, no araña ni seca las paredes vaginales y tampoco deja restos de fibras (a diferencia de los tampones y compresas adicionales).

Con su uso, evitas tener que usar compresas y tampones, altamente contaminantes para el medio ambiente, ya que en la fabricación de estos productos se utilizan diversos productos químicos como blanqueantes industriales, y además, tardan muchísimos años en degradarse.Se puede utilizar durante todo el ciclo.
No araña ni seca las partes íntimas, tampoco deja restos de fibras (como si lo hacen las compresas y tampones). Es hipoalergénica, completamente libre de aditivos químicos y productos dañinos que puedan afectar al organismo, cualquier mujer puede usarla sin problemas.
Constituye un ahorro importante ya que la copa con un mantenimiento adecuado, dura 10 años y no tendrás que comprar más compresas ni tampones. Cuando se termina la menstruación, no hay más que esterilizarla hirviéndola o utilizando pastillas esterilizadores para biberones y tetinas de bebé.
La copa es la alternativa más ecológica: no produce residuos ni contamina el medio ambiente como si lo hace la utilización de tampones y compresas.
Se adapta a la perfección a la anatomía de cada mujer y te asegura 12 horas de protección sin tener que limpiarla constantemente.

Publicidad