Artritis Psoriasica

Publicidad

Inflamación y dolor articular por la psoriasis

Artritis Psoriasica

La artritis psoriasica es un tipo de artritis que no generalmente se aprecia como psoriasis en la piel. El diagnóstico de esta enfermedad es un poco complejo debido a que puede confundirse con la artritis reumatoide. Las formas de su gravedad pueden ser moderadas o severas. La artritis psoriasica puede comenzar de forma brusca o de manera enlentecida acompañada de síntomas moderados que pueden disminuirse con la administración de antiinflamatorios, aunque de esta manera puede enmascararse el diagnóstico inicial preciso hasta llegar a la inmovilidad funcional. No tiene ningún factor predisponente al género por lo que afecta de forma igualitaria hombres y mujeres en un rango entre los 30 y 50 años. Se cree que el factor hereditario tiene gran carga sobre el padecimiento de la enfermedad. También, han descubierto estudios que relacionan esta enfermedad con infecciones originadas por bacterias como estreptococcus que producen una estimulación de tipo crónica sobre el sistema inmune y éste dirige sus ataques a las articulaciones conllevando a un intenso dolor e inflamación cada más con mayor intensidad. La Psoriasis

La artritis psoriasica está clasificada como una enfermedad de tipo inflamatoria que se presenta con erupciones epidérmicas llamadas psoriasis. Puede afectar cualquier articulación del cuerpo y los síntomas que ocurren varían de acuerdo al organismo de cada paciente afectado. Estudios creados por expertos demuestran que una inflamación constante por artritis psoriasica puede invadir la zona articular y generar un daño profundo. Pero que con tratamientos adecuados se produce una gran mejoría en la mayoría de los pacientes. Sin embargo, para que los medicamentos específicos surtan el efecto esperado en la artritis psoriasica es necesario el diagnóstico oportuno para evitar un daño severo sobre las articulaciones.

Esta afección puede presentarse en personas que no estén afectadas por erupciones psoriasicas a nivel de la piel, sobre todo si existen antecedentes familiares de psoriasis. Es importante que los pacientes con este tipo de artritis mantengan el movimiento articular por medio de ejercicios. Esta enfermedad se desarrolla con manchas cutáneas rojas y blanquecinas. Las manchas se originan a partir de una debilidad a nivel inmunológico atacando la piel. Al igual que en la infección micótica por psoriasis en la artritis los síntomas aparecen y desaparecen constantemente variando entre un organismo y otro.

La afectación de la artritis psoriasica puede ejecutarse tanto en una sola articulación como en varias y a su vez pueden verse afectadas igualmente las uñas. Los síntomas más comunes ante esta enfermedad inflamatoria son la rigidez, dolor y la inflamación propiamente dicha sobre la articulación comprometida. Los cambios que ocasionalmente se producen en las uñas son de aspecto punteado que se confunde con micosis, y en los dedos se muestra un engrosamiento en forma de salchicha con signos de inflamación. La afección puede ser simétrica o asimétrica refiriéndose al compromiso en uno o ambos lados del cuerpo.

Esta enfermedad es considerada progresiva que culmina con altos grados de incapacidad sobre el paciente con el padecimiento, por lo que el tratamiento adecuado enlentece el proceso de afectación llevándola a una evolución moderada.

 

Artículo: Artritis Psoriasica

http://consultasmedicas.com/artritis-psoriasica/

Equipo de Consultas Médicas

Consultas Médicas

>>> Terminar Definitivamente con La Psoriasis <<<

 

 

Publicidad

Post Tagged with